Recetas caseras baratas: hoy toca Humus !!!

Después del éxito obtenido, con mis recetas del bizcocho de los 8 minutos y del sushi casero… hoy me he decidido a preparar algo árabe…

Una receta que estará lista en 5 minutos y que será sana, sana para hacerla en la cena de esta noche o incluso como parte de los aperitivos que pongáis si tenéis invitados de última hora… ah! y lo mejor es que es muy barata y socorrida, por si ese día no tenéis tiempo de cocinar…

Hoy preparo, Humus casero!!!!

Vamos a ello!…

Necesitaremos unos 400gr. de garbanzos cocidos ( o los coceremos nosotros mismos), 1 guindilla seca pequeña, 1/2 cucharadita de comino, sal y pimienta recién molida, 1 diente de ajo, 1/2 cucharadita de Tahín, 4 cucharadas de aceite de oliva virgen extra y zumo de limón al gusto ( 2 cuch, aprox)

Los ingredientes son muy fáciles de encontrar, lo único más especial es el Tahin ( una especie de pasta de sésamo blanco), que podemos encontrar en grandes superficies o en herboristerías. Pero también podéis preguntarle el tendero de comestibles árabes que seguro tenéis por vuestro barrio.

Tahín ( pasta de sésamo blanco)

 

 

Por un lado ponemos la guindilla y la media cucharadita de comino…

 

Y con la ayuda de un poco de sal y del mortero lo picaremos todo bien…reservamos hasta que lo tengamos listo para incorporar…

El ajo será un ingrediente importante en el Humus, así que también lo picaremos bien…

 

Escurriremos los garbanzos, reservando un poco de su caldo de cocción para ayudarnos a la hora de batirlos. En un bol, pondremos el ajito bien picadito, los garbanzos el comino, la guindilla y la media cucharadita del tahin. Lo batimos todo bien con la batidora hasta formar una pasta suave. Añadiremos un poco de agua de la cocción de los garbanzos si no queremos que nos quede tan seco…

 

La pasta de garbanzos nos tendrá que quedar así de suave… y se tarda muy poquito en batirlo todo.

 

El resultado final es este!! para finalizar nuestro Humus le añadiremos un poco más de sal, un buen chorro de aceite de oliva virgen, limón exprimido al gusto y para darle un toque de sabor más, moleremos pimienta negra por encima del humus. Todos estos últimos pasos, mejor hacerlos justo antes de servirlo a la mesa.

 

Para acompañar nuestra cenita árabe el pan de pita es ideal para usarlo de cuchara y comerse esta pasta de garbanzos!! Ale, pues, Bon apetit!!!

 

Hacer este tipo de recetas en casa, nos permite ahorrar a la hora de algunas cenas o comidas porque es un plato único, barato y está buenísimo!!! si os atrevéis a hacerlo no olvidéis mandarme vuestras fotos o experiencias…