Cuesta de enero consejos y también en rebajas

Cuesta de enero consejos prácticos

después de los excesos en compras Navideñas vienen las lamentaciones y disgustos al comprobar que nuestra cuenta bancaria se ha reducido considerablemente.

Superar la cuesta de enero

Pues bien, que no cunda el pánico que aquí os dejo unos sencillos consejos para ir superando poco a poco la temible cuesta de Enero y sin renunciar a ir de rebajas:

  • Antes de ir a comprar haz una lista de las cosas que quieres, no vayas “a ver que veo”.
  • Entérate del precio del producto que quieres antes de ir a comprarlo cuando esté de rebajas.
  • Ten presente esto: “si un producto esta rebajado al 30% y aún así el comercio gana dinero, ¿cuanto dinero ganaba cuando estaba al 100% de su precio?
  • Compra lo que necesites, ajústate a un presupuesto y no compres cosas pensando en el verano o en el próximo invierno, pueden pasar muchas cosas, desde que te regalen algo similar, a que engordes o que el amarillo pollo ya no se lleva.
  • Si no tienes claro que quieres, y te gusta el hecho de irte “de tiendas”, ponte un presupuesto máximo.
  • Aunque es ilegal sacar productos con taras o de temporadas pasadas, compruébalo.
  • Piensa que las rebajas son un método de vaciar los stocks de almacén de las tiendas, y hay que tener mucho cuidado para no tirar el dinero.
  • Mira el precio bien, y vuelve a mirarlo, que un bolso esté rebajado un 50% no significa que tengas que comprarlo porque es un chollo, el bolso ahora cuesta 200 euros y sigue siendo un dineral.

Superando la cuesta de enero y las rebajas

Sí que un par de consejos más para que evites ser víctima de la publicidad.

  • Revisa tu armario y analiza qué es lo que tienes y qué necesitas, haz una lista y evitarás caer en tentaciones que no tenías previstas.
  • Establece un presupuesto. Salí de casa con un límite establecido para no gastar más de la cuenta en la compra de rebajas… establecer un tope ayuda a distribuir mejor tu dinero y no derrochar.
  • Deja la tarjeta de crédito en casa. Si tienes tarjeta de débito, lleva esa pues el que gastas es el dinero con el que ya contabas, pero si no, salí con el dinero en efectivo, así vas a evitar gastarte todo tu dinero y el de los siguientes meses en una compra… evita lo más que puedas ocupar la tarjeta de crédito y lamentarte en el mes siguiente.
  • Verifica los descuentos. Los objetos rebajados DEBEN DE mostrar su precio original junto al rebajado o sino indicar de forma clara el porcentaje de la rebaja.
  • Conserva el ticket de compra. No se te ocurra perderlo… quizás y más tarde lo necesites para cualquier cambio o devolución o reclamo o lo que sea que se ofrezca.
  • Consulta las condiciones especiales de las rebajas. Para respaldar el consejo anterior, quizás y necesites cambiar o devolver el artículo y resulta que como lo compraste en oferta te dicen que no se puede devolver o cambiar. Mejor asegúrate. Las tiendas que apliquen condiciones especiales DEBEN DE expresarlo claramente.
  • Compara… si vas a salir a comprar en rebajas, tienes que rebuscarte y no acaparar la primera tienda que veas… tienes que ir a buscar los mejores descuentos. Así que primero piensa y compara si el descuento está genial, si vale la pena y compáralo con los precios de otras tiendas… recuerda que no es comprar por comprar. Eso cualquiera lo hace.

Otra buena manera de ahorrar es la compra por internet: Comosecompra.com

Imagen por Avolore